En numerosas ocasiones necesitamos probar un programa o realizar pruebas en el Sistema Operativo que tenemos instalado. Si las pruebas las realizamos en un equipo que estamos utilizando de manera habitual, corremos el peligro de que un fallo, un malfuncionamiento del programa o una simple actualización, provoque una caída del sistema, una pérdida de su estabilidad y en el peor de los casos una reinstalación completa. Por otra parte la compra de un nuevo equipo obliga a realizar una migración del software instalado, en la mayoría de los casos con una reinstalación y configuración completa del Sistema Operativo, y del software allí instalado.

Una posible solución sería utilizar otro equipo, donde primero duplicásemos nuestra máquina y luego instalásemos los programas o actualizaciones que deseamos comprobar. Si todo va bien, lo aplicamos al equipo en producción y si hay problemas, un simple formateo del equipo de pruebas nos resuelve el problema, sin que los usuarios se vean afectados. Evidentemente tener uno o más equipos para realizar pruebas no parece una buena solución y no lo es.

Una solución más sencilla y adecuada es instalar una herramienta que simule el funcionamiento del Sistema Operativo que se quiere probar y sobre él se instalen otras aplicaciones también en evaluación. Esta herramienta debe independizar el Sistema Operativo real (anfitrión) del Sistema Operativo Virtualizado (invitado).

 

Aplicaciones S.O. Virt. 1

Aplicaciones S.O. Virt. 2

 

Aplicaciones

 

S.O. Virtual 1

S.O. Virtual 2

Aplicación Emuladora

Sistema Operativo Anfitrión

Hardware de nuestro ordenador

 

 

En esta situación podemos realizar una abstracción e imaginar que tenemos un ordenador real (nuestra máquina física, con su correspondiente Sistema Operativo) y sobre él se emula el funcionamiento de otro u otros ordenadores virtuales, y lo que es más importante, podemos cambiar entre uno y otro sin mayor problema. Se dice entonces que tenemos una máquina real, (la máquina física) y una o más máquinas virtuales (las que se ejecutan sobre el software emulador), cada una de ellas con su hardware emulado (virtual) y con su Sistema Operativo.

Llevando un paso más allá este modelo, podrían coexistir, en un mismo instante, nuestro ordenador real, con su Sistema Operativo real y todos los ordenadores virtuales que pongamos en funcionamiento, pudiendo incluso comunicarse entre ellos, a través de una red y por lo tanto compartir recursos, si es que nos pareciera oportuno.

Llegados a este punto, podemos definir el software de máquina virtual como un programa informático, que se ejecuta en un ordenador y sistema operativo concretos, y que permite instalar virtualmente diferentes sistemas operativos y aplicaciones, permitiendo además compartir recursos, conectarse a Internet, utilizar diferentes dispositivos, soportes y periféricos (impresoras, usb, etc.).

La virtualización permite aprovechar al máximo el hardware disponible en el equipo anfitrión y nos ofrece una gran cantidad de posibilidades:

  1. Múltiples servidores en una misma máquina. La mayor parte de los servidores pasan mucho tiempo parados, y por otro lado su coste es muy elevado, por su especialización. Con un solo ordenador y virtualizando los servidores se aprovecha el hardware de la mejor manera posible y ahorramos costes
  2. Sencillas copias de seguridad. Las máquinas virtuales se pueden salvar muy fácilmente, porque a fin de cuentas, no son más que una carpeta en un ordenador; en caso de desastre se puede recuperar la información con rapidez.
  3. Seguridad en las pruebas de aplicaciones. Utilizar una máquina virtual permite probar una aplicación y posteriormente recuperar la copia inicial, sin más que recuperar la copia de la carpeta.
  4. Portabilidad. Con los dispositivos de almacenamiento usb de gran tamaño, podemos tener equipos completos virtualizados privados, que nos permiten utilizarlos en entornos públicos.
  5. Rápida implantación. En Internet existen máquinas virtuales ya configuradas, lo que nos permite ahorrar tiempo en instalaciones y configuraciones.
Si se desea ampliar información sobre este tema, en el momento de elaborar este documento, en la dirección URL http://es.wikipedia.org/wiki/Virtualizacion teníamos una explicación más amplia y detallada sobre el proceso de virtualización.

Si el lector que va a desarrollar los contenidos de este material, va a utilizar para ello un equipo dedicado a dicho fin, podrá obviar los contenidos que se especifican en este módulo, pues el mismo está dedicado a la descarga e instalación del software de virtualización que va a ser utilizado para seguir esta documentación.

Así pues, los contenidos documentados en el presente módulo deben ser aplicados cuando el lector desee desarrollar todos los contenidos de esta documentación mediante un software de máquinas virtual que instalará en su equipo.


Icono de iDevice

Actividad 1

Busca en Internet información sobre las ventajas y los inconvenientes asociados al uso de máquinas virtuales en vez de máquinas físicas.