Educación Inclusiva

Módulo 10: Participación de la familia

¿Qué podemos hacer?

Ámbitos de participación

Como señala Parrellada (2008) para establecer verdaderos puentes de comunicación entre la escuela y las familias es condición necesaria que éstas «tengan un lugar» en ella, que sientan que forman parte, que comparten un mismo proyecto. De acuerdo con este autor, lo anterior implica establecer  vías de interacción que consideren otras alternativas diferentes a las propuestas más tradicionales como aquellas de tipo lúdico o festivo. Desde el marco de un cambio en la cultura organizativa desarrollado en el Módulo 4, si partimos de que las familias forman parte de las redes de colaboración y apoyo de los centros escolares, como recoge Bolívar (2006), se precisan nuevas formas de implicar a la comunidad educativa, más allá de la representación formal o la celebración de reuniones, avanzando hacia formas de trabajo que promuevan esta colaboración a todos los niveles de la vida del centro.

A continuación haremos una breve referencia a diferentes posibilidades que puede ofrecer un centro para que las familias se impliquen en el mismo. No se trata en ningún caso de ofrecer un listado exhaustivo (ya hemos apuntado que no hay «recetas»); las actividades pueden ser muy variadas y dependerán también de los objetivos y prioridades que se proponga el centro, los intereses de las familias, así como las circunstancias y posibilidades de éstas. 

De forma general podríamos agrupar estas actividades en dos grandes categorías: las que tienen como objetivo general compartir objetivos e información y  aquellas que  suponen una mayor implicación y participación de las familias  para su realización.

Formas de participación de las familias en la escuela. Fuente: adaptado de Méndez, Ruiz, Rodríguez y Rebaque (2007).

Formas de participación de las familias en la escuela. Fuente: adaptado de Méndez, Ruiz, Rodríguez y Rebaque (2007).


Las actividades encaminadas a compartir objetivos e información, bien de carácter general dirigidas a un determinado grupo de alumnos o de carácter particular relacionadas con un alumno o alumna en concreto, pueden variar en función del trato más o menos individual con las familias. Con esta finalidad encontramos actividades realizadas con frecuencia por los centros y a la vez de gran relevancia para los fines que perseguimos, como las reuniones con los padres con el objetivo, por ejemplo, de compartir información de carácter general,  o las entrevistas para intercambiar información con una familia en concreto.

Ejemplos de actividades con el objetivo de compartir objetivos e información. Fuente: Elaboración propia.

Ejemplos de actividades con el objetivo de compartir objetivos e información. Fuente: Elaboración propia.
Fuente: adaptado de Méndez, Ruiz, Rodríguez y Rebaque (2007)


Es fundamental tener en cuenta que no sirve cualquier forma de plantear una entrevista o una reunión para lograr los fines que perseguimos. La acogida que las familias reciben por parte del centro es importante, pues en muchas ocasiones no se trata tanto de número de actividades o reuniones, sino de cómo se organizan las que se realizan, el cuidado con el que se desarrollan, la oportunidad de que se conviertan en espacios de intercambio personal en el que las familias se sientan realmente acogidas, escuchadas, valoradas y que su opinión cuenta.

Las reuniones con las familias deben plantearse como una oportunidad para el intercambio y la comunicación. Fuente: Escuela 2 (Valencia)

Las reuniones con las familias deben plantearse como una oportunidad para el intercambio y la comunicación. Fuente: Escuela 2 (Valencia)


A continuación propondremos algunos criterios que consideramos básicos para el desarrollo de las reuniones y las entrevistas con las familias. Para ello partiremos de las propuestas realizadas por  Paniagua y Palacios (2005)  y De Miguel et al. (1996).

Vídeo: Reunión de los educadores con los padres
Planifica, trata de formar equipo y valora para mejorar: Antes de ofrecerte algunas sugerencias para organizar una reunión con las familias ¡pongámonos en contexto!

Fuente: ITE. Ministerio de Educación, Cultura y Deporte (España)

Sugerencias para organizar reuniones con las familias:

Antes de la reunión:

  • Cuide la forma de convocar a los padres y asegúrese de que el horario de la reunión permite asistir a la mayoría.
  • Asegúrese de que ha llegado la convocatoria a todas las familias.
  • Delimite los objetivos de la reunión y asegúrese de que también responden a los intereses y necesidades de las familias. Dé la oportunidad para incorporar algún aspecto sugerido por las propias familias.
  • Asegúrese de que los padres conocen el objetivo de la misma.
  • Prepare bien la reunión: recopile la información que precisa, busque un espacio adecuado, ajuste los objetivos al tiempo y planifíquela conforme al tiempo previsto.
  • Prevea que los alumnos estén  adecuadamente atendidos en otro lugar durante el desarrollo de la reunión.
  • Piense si la utilización de algún soporte puede servir de apoyo para la presentación de algún contenido, para ampliar información, motivar  o servir de recordatorio de algún aspecto importante (mostrar objetos del aula, trabajos realizados, fotografías, vídeos, folletos, hoja resumen…).
  • Tenga previstas ciertas incidencias para evitarlas, en la medida de lo posible, durante la reunión.

Comienzo de la reunión:

  • Empiece puntualmente.
  • Centre el objetivo de la reunión e informe de la duración de la misma.
  • Intente crear un clima relajado y cordial, para ello es importante que los padres se sientan acogidos desde el principio.

Desarrollo de la reunión:

  • Dé la oportunidad a que las familias intervengan.
  • Muestre interés por conocer la opinión de todas las familias evitando que un número limitado de familias acaparen la reunión.
  • Intente que haya un cierto equilibrio entre sus intervenciones y las de las familias.
  • Utilice adecuadamente la comunicación no verbal.
  • Evite interrupciones.

Finalización de la reunión:

  • Finalice puntualmente.
  • Cuide el cierre de la reunión.
  • Si es el caso concrete los acuerdos a los que se ha llegado.
  • Recuerde cuándo será la próxima reunión.
  • Cierre mostrando lo positivo del encuentro.

Valoración de la reunión:

  • Reflexione sobre si se han cumplido los objetivos previstos.
  • Analice los motivos por los que no han podido asistir algunas familias, para tenerlo en cuenta a la hora de organizar la próxima reunión, e intente ponerse en contacto con ellas para informarlas de los aspectos centrales tratados en la misma o busque algún procedimiento para que reciban la información más importante.
  • Reflexione sobre si se ha conseguido generar un clima de confianza mutua y cooperación.
  • Piense lo que se ha logrado y lo que debería cambiar para la próxima reunión.

Sugerencias para realizar entrevistas con las familias:

Antes de la entrevista:

  • Cuide la forma de convocar a los padres y asegúrese de que el horario de la reunión les permite asistir a la misma.
  • Delimite los objetivos de la entrevista.
  • Asegúrese de que los padres conocen el objetivo de la misma.
  • Prepare bien la entrevista: recopile la información que precisa, busque un espacio adecuado y reserve tiempo suficiente para su desarrollo.

Comienzo de la entrevista:

  • Centre el objetivo de la entrevista e informe de la duración de la misma.
  • Si es necesario asegure la confidencialidad de lo que se trate en la entrevista.
  • Haga explícita la finalidad última haciendo hincapié en la colaboración y ayuda mutua (encontrar la mejor forma de ayudar al alumno entre todos, intentar comprender mejor una situación gracias a la colaboración de todos, etc.).
  • Intente crear un clima relajado y cordial, para ello es importante que se sientan acogidos desde el principio.

Desarrollo de la entrevista:

  • Dé a los padres a los padres la oportunidad para expresar sus preocupaciones e intereses.
  • Asegúrese de que intervienen los diferentes miembros del sistema familiar convocados.
  • Utilice adecuadamente la comunicación no verbal.
  • Identifique puntos de acuerdo.

Finalización de la entrevista:

  • Cuide el cierre de la entrevista.
  • Señale las principales conclusiones.
  • Concrete las medidas que se ha acordado desarrollar en el colegio y en casa, repartiendo responsabilidades.
  • Haga una previsión, si es el caso, del próximo encuentro.
  • Cierre mostrando lo positivo de la entrevista.

Valoración de la entrevista:

  • Reflexiona sobre si se han cumplido los objetivos previstos.
  • Reflexione sobre si se ha conseguido generar un clima de confianza mutua y cooperación.
  • Piense lo que se ha logrado y lo que debería cambiar para la próxima entrevista.

Por otro lado, tendríamos que hablar de actividades que requieren un nivel de participación «más activo» o de mayor implicación por parte de los padres. En este caso podemos diferenciar entre actividades relacionadas de forma más específica con el aula o aquellas más dirigidas al centro en su conjunto.

Las actividades que un centro puede ofrecer a las familias para que se impliquen son muy variadas. En la imagen abuelos y abuelas participan en el proyecto de infantil «Me gusta mi pueblo». Fuente: CEIP Virgen de Navalazarza (Madrid).

Las actividades que un centro puede ofrecer a las familias para que se impliquen son muy variadas. En la imagen abuelos y abuelas participan en el proyecto de infantil «Me gusta mi pueblo». Fuente: CEIP Virgen de Navalazarza (Madrid).

Ejemplos de formas de implicar a las familias en las actividades relacionadas con la escuela. Fuente: Elaboración propia.

Ejemplos de formas de implicar a las familias en las actividades relacionadas con la escuela. Fuente: Elaboración propia.


Debemos considerar las propuestas que hacemos como sugerencias que dependen en gran medida de cada contexto. De hecho, te invitamos a concretarlas o ampliarlas pensando en las familias de tu centro. Puede ser muy ilustrativo consultar experiencias llevadas a cabo en diferentes centros. En el apartado «Para saber más» hemos incorporado algunas referencias en este sentido que le pueden resultar de utilidad.


Amplía: Resulta especialmente interesante la Guía de buenas prácticas para mejorar la relación familia-escuela editada por el Centro de Profesorado y de Recursos de Gijón. Roza, M.B. (Coord.) (2003).

Guía de buenas prácticas para mejorar la relación familia-escuela editada por  el Centro de Profesorado y de Recursos de Gijón. Roza, M.B. (Coord.) (2003).

Este libro es producto del proyecto europeo SOFT CHANGE que coordina el CPR de Gijón (España) y en el que participan además socios del Reino Unido, Polonia y Grecia.

Su principal objetivo es identificar y compartir ejemplos de buenas prácticas para mejorar la relación entre la familia y la escuela. Se recogen 25 ejemplos de buenas prácticas experimentados en los cuatro países.

Se presentan los criterios para la definición de buenas prácticas, en el contexto de este proyecto, y se ofrece un análisis de las mismas agrupadas en tres categorías: Escuela y familia trabajando juntas, Apertura del centro a la comunidad y Diversidad e inclusión.