Módulo 7: Nuevas tecnologías, nuevos retos para la coeducación

A lo largo de este curso hemos hablado en muchas ocasiones sobre la importancia de no desligar la vida de la escuela, de trabajar para que el alumnado adquiera conocimientos desde los libros, pero también desde su propia experiencia y, por supuesto, para que los aprendizajes que vaya adquiriendo le sirvan para entender y mejorar, día a día, el mundo que habita.

No podríamos entender la sociedad actual sin la presencia de las Nuevas Tecnologías de la Información. Han impregnado de tal manera la vida cotidiana, sobre todo en el mundo occidental, que ya es muy difícil prescindir de su presencia en el trabajo, la cultura, la sanidad, el ocio, la política, la economía y, por su puesto, el aprendizaje y la escuela. El alumnado que acude actualmente a los centros educativos usa y, en algunos casos, abusa de las nuevas tecnologías. Asimismo, las innovaciones continuadas que se dan en este ámbito está llevando a que muchos chicos y chicas dediquen una parte importante de su tiempo a intentar estar al día en el acceso y manejo de las novedades que continuamente salen al mercado.

Para la escuela, esta situación es un gran reto que, por diversos motivos, no es fácil afrontar. Más aún cuando ésta es una herramienta que el alumnado, sobre todo el de secundaria, suele manejar con mucha más soltura y familiaridad que gran parte del profesorado.

Si observas un poco, verás que, entre el profesorado, hay formas diversas de valorar y actuar ante esta situación: quienes ven esta tecnología y esta "prisa" como una nueva forma de estar en el mundo a la que conviene adaptarse; quienes piensan que esto va demasiado rápido y el uso cambiante de nuevos instrumentos no permite pararse a pensar hacia dónde vamos con tanta tecnología y, en consecuencia, pretenden ralentizar su uso; quienes siguen manteniéndose con un correo electrónico y accediendo a Internet sólo cuando lo necesitan para su trabajo o incluso quienes apenas hacen uso de la informática, ni siquiera en su vida cotidiana.

No tenemos la certeza de cuál es el mejor camino. Lo único que sabemos es que el alumnado maneja una situación que no ha sido vivida y, en muchos casos, ni siquiera imaginada por las y los docentes. Sin embargo, el profesorado y las familias, como responsables educativos, se preguntan cómo hacer para que el alumnado aprenda a hacer un buen uso de las TIC, tanto en la comprensión de su estructura y posibilidades, en el manejo de la ingente cantidad de información que el alumnado tiene a su disposición a través del uso del ordenador, así como en su utilización para el ocio y las relaciones.

En este módulo, os proponemos mirar todo esto desde una perspectiva coeducativa; creemos que esta perspectiva nos permite entender mejor algunas de las cosas que pasan y encontrar algunas claves que ayuden al alumnado a filtrar información y moverse de una forma más consciente por la red. Es posible que esta mezcla de nuevas tecnologías y coeducación te resulte un poco extraña, pero en realidad es lo que venimos haciendo desde hace unas semanas cuando comenzamos este curso: utilizar las nuevas tecnologías para "coeducar mejor".